12 diciembre, 2005

CHARLES BUKOWSKI ( 2 )

12 diciembre, 2005
Más gotas de lluvia que mojan mientras estás calentito viendo la televisión en el sofá de tu casa ( disculpad la traducción en algunas estrofas )

manejando a través del infierno
La gente está exhausta, infeliz y frustrada,
la gente es amarga y vengativa,
la gente está engañada y temerosa,
la gente es iracunda y mediocre
y yo manejo entre ellos en la autopista
y ellos proyectan lo que les han dejado de sí mismos en su manera de manejar.
Algunos más odiosos, algunos más disimulados que otros.
A algunos no les gusta que los pasen, e intentan evitar que otros los hagan.
algunos intentan bloquear los cambios de carril.
Algunos odian los autos más nuevos, más caros.
Otros en esos autos odian los autos más viejos.
La autopista es un circo de emociones chiquitas y baratas,
es la humanidad en movimiento,
la mayoría viniendo de un lugar que odia
y yendo a otro lugar que odia todavía más.
Las autopistas nos enseñan en qué nos hemos convertido
y muchos de los choques y muertes son la colisión entre seres incompletos,
entre vidas penosas y dementes.
Cuando manejo por las autopistas veo el alma de mi ciudad y
es fea, fea, fea: los vivos han estrangulado su corazón.
Abraza la oscuridad.

La confusion es el dios
la locura es el dios
la paz permanente de la vida
es la paz permanente de la muerte.
La agonia puede matar
o puede sustentar la vida
pero la paz es siempre horrible
la paz es la peor cosa
caminando
hablando
sonriendo
pareciendo ser.
No olvides las aceras,
las putas,
la traicion,
el gusano en la manzana,
los bares,
las carceles
los suicidios de los amantes.
Aqui en Estados Unidos,
hemos asesinado a un presidente y a su hemano,
otro presidente ha tenido que dejar el cargo.
La gente que cree en la política
es como la gente que cree en dios:
sorben aire con pajitas torcidas
no hay dios
no hay politica
no hay paz
no hay amor
no hay control
no hay planes
mantente alejado de dios
permanece angustiado
deslizate.

Los mejores de la raza.
No hay nada que discutir
no hay nada que recordar
no hay nada que olvidar
es triste y no es triste
parece que la cosa mas sensata
que una persona puede hacer
es estar sentada
con una copa en la mano
mientras las paredes blanden
sonrisas de despedida
uno pasa a traves de todo ello
con una cierta cantidad de
eficiencia y valentia
entonces se va
algunos aceptan la posibilidad de Dios
para ayudarles en su paso
otros lo aceptan como es
y por estos bebo esta noche.
Todo.
Los muertos no necesitan aspirina o
tristeza supongo
pero quizas necesitan lluvia.
Zapatos nopero un lugar donde caminar.
Cigarrillos no, nos dicen,
pero un lugar donde arder.
O nos dicen:
Espacio y un lugar para volar,
da igual.
los muertos no me necesitan.
ni los vivos.
Pero quizas los muertos se necesitan
unos a otros.
En realidad, quizas necesitan
todo lo que nosotros necesitamos
y necesitamos tanto
Si solo supieramos que es.
Probablemente es todo
y probablemente todos nosotros
moriremos tratando de conseguirlo
o moriremos porque no lo conseguimos.
Espero que cuando yo esté muerto
comprendais que consegui tanto
como pude.

4 comentarios:

J.Álvarez dijo...

QUE GRANDIOSO! QUE ALUCINE! QUE PROFUNDIDAD! ME TRASPASA ME TRASPASA ME TRASPASA! Chapó!

Piolina dijo...

Precioso!!

Anónimo dijo...

¡¡Qué imaginería tan particular, amarga y vacía la de Fulano Bukowski!! ¡¡Cómo me ha recordado a ese verso del Flaco de Úbeda que dice "...pero en Desolation Row, las sirenas de los petroleros no dejan reir ni volar..."
Desolation, Desolation, Desolación...

YOYAYOYYAYA dijo...

Pues sí, que alma más desolada y negra la del Fulano Bukowski. Traspasa el cerebro y el corazón con verdades como puños. Es la leche. El único libro que leí de él, " La máquina de follar ", hablaba de un escritor acabado, desolado, borracho, destrozado por dentro y por fuera que empieza a tener éxito con sus libros y empieza a follar con unas tías impresionantes, y entre polvo y polvo, cubata y cubata, cigarro y cigarro, pasa y basa su existencia sin más objetivos que esos, su personal felicidad, felicidad personal. Me enganchó desde la primera frase. Voy a leer más de este PERSONAJE